- 
Pulso-Internacional

El capitán del «Costa Concordia» fue cegado por el amor

668 palabras

GIGLIO,Italia.-La búsqueda de desaparecidos continuaba hoy en el crucero Costa Concordia, mientras los investigadores se están enfocando en la presencia de una mujer moldava de 25 años en el barco que encalló y naufragó hace seis días frente a la costa italiana. La moldava supuestamente fue invitada al puente de mando por el capitán, Francesco Schettino, poco antes de que la embarcación encallara contra unas rocas cerca de Giglio. Según reportes de medios italianos, la mujer, Domnica Cemortan, fue vista por los pasajeros bebiendo y hablando con Schettino antes de que se desencadenara la tragedia.

El “ Costa Concordia ” naufragó el pasado viernes con unas 4229 personas a bordo, a pocos metros de distancia de la isla del Giglio, en el oeste de Italia. El último balance provisorio es de 11 muertos, unos 60 heridos y 29 desaparecidos. Foto: Reuters

Sin embargo, el propietario del Concordia, Costa Crociere, con base en Génova, rechazó los reportes apuntando que el nombre de la moldava no aparecía en la lista oficial de pasajeros. "La compañía está lista para proveerle a las autoridades, cuando sea requerido, la identidad de la persona y el número de ticket adquirido", señaló Costa Crociere. Los magistrados ordenaron que Schettino, de 52 años, sea mantenido bajo arresto domiciliario, mientras los fiscales buscan enjuiciarlo por los cargos de homicidio múltiple y de abandono del barco. En caso de ser condenado, lo amenazan hasta 15 años de prisión.

En unos diez días estarán listos los análisis toxicológicos que deberán brindar conclusiones sobre un posible consumo de drogas del capitán, según fuentes judiciales en Grosseto citadas por medios locales. Parece estar descartado que Schettino estuviera borracho cuando se produjo la tragedia, apuntaron. Costa Crociere suspendió al capitán del Costa Concordia del servicio con efecto inmediato y la empresa genovesa tampoco se encargará de su defensa, explicó el abogado de la compañía naviera Marco de Luca. Costa Crociere también se considera una víctima del naufragio, señaló.

Domnica defiende al capitán

Según señala el periódico La Repubblica de Italia, el comandante del crucero estaba con la joven en la cabina en el momento del accidente. Información que la protagonista ha confirmado en una entrevista a un medio moldavo “Jornal TV”, en el que ha ofrecido una entrevista después de aparecer en diferentes imágenes dentro del crucero Costa Concordia.

En la misma explicó que es empleada de la compañía, aunque en este trayecto viajaba como turista.

Más bochorno para el capitán Francesco Schettino, 'el hombre más detestado de Italia', quien estuvo mirando desde una escollera de la isla de Giglio cómo se hundía parcialmente el crucero que poco antes había abandonado dejando al menos un centenar de personas a bordo.

En la entrevista concedida al canal de televisión, Domnica Cemortan aseguró que la noche del naufragio, antes de ponerse a salvo, ayudó a varios pasajeros, y ha alabado la labor del comandante del que ha asegurado que “ha salvado miles de vidas”. Como la mujer no estaba registrada, los Carabinieri van a investigarla para conocer qué paso esa noche.

Además, esta joven comió antes de la tragedia con el capitán del Costa Concordia.